La tarde de este viernes se llevó a cabo el funeral de Abel Murrieta, candidato por Movimiento Ciudadano a la alcaldía de Cajeme asesinado mientras realizaba un acto proselitista en Ciudad Obregón.

“Él siempre anduvo sin guardaespaldas, aunque fue procurador de justicia, su trabajo siempre y su trayectoria muy limpia, sí su slogan era que iba en serio, iba a poner orden en la ciudad”, aseguró Cecilia Bojórquez, vocera de comunicación social Movimiento Ciudadano Cajeme.

Abel Murrieta Gutiérrez, exprocurador de Justicia de Sonora y Candidato de Movimiento Ciudadano a la alcaldía de Cajeme, se caracterizaba por no contar con guardaespaldas, solía decir en cada entrevista que “no tenía miedo a los criminales”.

Y no lo tuvo cuando, en 2007, se enfrentó a grupos delictivos que sacó de Arizpe y Cananea.

Quienes lo conocieron dicen que su lema de campaña era desafiante: “No tengo miedo”.

“En sus casi 8 años, 8 años que estuvo de procurador enfrentó y atacó al crimen con todo, nunca tuvo una amenaza como esta, esto no fue un atentado, esto fue una ejecución, porque tenían miedo que llegara un hombre preparado un hombre que sabían iba acabar no de mentiras en verdad con la delincuencia que se ha apoderado se ha encarnado en Cajeme”, dijo Ricardo Bours Castelo, Amigo, Candidato de Movimiento Ciudadano a la Gubernatura de Sonora

Abel Murrieta Gutiérrez, fue procurador de Justicia con el exgobernador Eduardo Bours durante cinco años. 2 años con Guillermo Padrés, gobernador panista, pese a ser cuestionado por su manejo de la tragedia de la Guardería ABC, donde fallecieron 49 menores en junio de 2009.

Además, fue diputado local, federal y abogado de las familias LeBarón, Langford y Miller, en el proceso legal por la masacre de noviembre de 2019, que costó la vida a seis niños y tres mujeres en Bavispe.