Tras la orden de aprehensión en contra del Gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, el Congreso del estado interpuso una controversia contra la Fiscalía General de la República y el Juez de Distrito que la concedió.

A través de un comunicado, el Congreso manifiesta que se trata de un acto que afecta la esfera constitucional del Poder Legislativo local.

Asimismo, destacan que la orden de aprehensión afecta la constitucionalidad del Congreso y contraviene a la Constitución Mexicana.

Por ello, el Poder Legislativo local determinó en su oportunidad, no homologar la declaración de procedencia aprobada por la mayoría de la Cámara de Diputados, lo cual implica que el Gobernador de Tamaulipas mantiene su fuero y por lo tanto mencionan que “no se puede girar, ni ejecutar ninguna orden de aprehensión en su contra”.

Por los motivos anteriormente explicados, el Congreso estatal presentó este viernes la controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación y el Juez que emitió la orden.